Coged las rosas mientras podáis;
veloz el tiempo vuela.
La misma flor que hoy admiráis,
mañana estará muerta.




Aquí ponemos entradas de CABALLOS - CABALLERÍA o algo de interés excepcional para los POETAS.

AVISO LEGAL

De conformidad con lo establecido en el artículo 5º de la Ley Orgánica 15/1999 de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, se informa que la publicación de los datos e imágenes contenidos en este Blog son responsabilidad de sus autores. Para ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, pueden hacerlo en la siguiente dirección de correo electrónico: towara88@yahoo.es

http://avisolegaljinetes.blogspot.com.es/


16/5/14

EL GRAN CAPITAN





EL GRAN CAPITÁN



Todo comenzó el domingo 4 de mayo en el Club de Campo Villa de Madrid,  cuando por la tele vi de uniforme al joven jinete italiano Emanuele Gaudiano de 28 años de edad  con su caballo Cocoshynsky (hijo de Cornet Obolenskhy  ganar en el CSI5* Global Champions Tour  la prueba Copa del Rey, por delante de Patrice Delaveau y de John Whitaker. Gaudiano es Oficial del Cuerpo Forestal del Estado, fuerza policial para la protección de bosques, parques y reservas naturales de Italia. 

 Aunque no hago bandera de la nostalgia, lo cierto es que de los tres tiempos en que se divide la vida: presente, pasado y futuro,  el primero es muy breve, el futuro dudoso, y la experiencia me dice que es el pasado  el único verdadero.
 Con la noticia dada sobre la hazaña del joven Capitán italiano, y  un breve repaso al pasado (el futuro lo doy por perdido), lamento profundamente la situación actual de la equitación militar en la alta competición al recordar que también nuestros jinetes de uniforme, junto a sus amigos que corrían de paisano supieron ganar por todo el mundo, y con sus triunfos hicieron que se oyera el himno nacional a la vez que se izaba nuestra bandera en todas  las pistas de más renombre. 

De los jinetes civiles no hablo, pues gracias a Dios siguen cosechando triunfos importantes.
 Ni de unos ni de otros daré nombres ya que en la memoria de todos están, y así me evito con mis olvidos situaciones embarazosas.

La amistad entre los uniformes y los “habit rouge” (pocos quedan de este color) llegó a tal extremo que el mejor jinete español de todos los tiempos, con un caballo propiedad del Ejército Español, ganó en el Parque de los Príncipes de París el año 1953 el primer  Campeonato del Mundo de Saltos.




Caballo “Quórum”, A-á francés nacido en Pau el año 1938. En esa añada hubo de todo, pues también nacimos: El Rey, La Reina y yo. 

El peligro de la engañosa amistad y del falso compañerismo existente entre algunos jinetes militares de hoy,  puede parecerse al gran amor que decía tener hacia su pareja un joven pescador gallego que hace poco conocí. Ambos Vivian en las Rias Bajas; él en Portonovo  y cerca de Sangenjo ella. Las cartas diarias que él “noivo” le enviaba a su vecino pueblo, separados unos seis kilómetros siempre empezaban:...Eres el amor de mi vida; por verte y estar a tu lado atravesaría el desierto, cruzaría a nado las rías de Pontevedra y Arousa…, por ti daría todo... “Eu te amo”

PD.-Mañana si no “chove” y hace buen día, te iré a buscar por la tarde para dar una vuelta.

 Siguiendo con el pasado veremos las actuaciones de los jinetes militares en las Olimpiadas en las que participaron, sin olvidarnos de otros que aunque no fueron olímpicos, también consiguieron innumerables triunfos para España ganado los grandes premios en casi todos los concursos internacionales de Europa, o formando parte de los equipos que tantas  “Copas de Naciones” nos trajeron.

-         VII Olimpiada. Amberes 1920: Nuestros jinetes ya participaron en el torneo de polo, deporte demostración, obteniendo la segunda posición.
-         VIII Olimpiada. París 1924: España aporta cuatro jinetes militares.



IX Olimpiada Ámsterdam . Saltos de obstáculos. Equipos Medalla de oro : España.


-         IX Olimpiada. Amberes 1928: Son ocho los jinetes de uniforme, y tres nos dejaron sin habla con su medalla de oro.

-         XI Olimpiada. Berlín 1936: La totalidad del equipo olímpico español debía partir de Barcelona el día 24 de julio, y por causas consabidas no pudo hacerlo. El equipo de hípica, que ya se encontraba en Berlín regresó de inmediato y no pudo participar. Cada vez que se llamaba por los altavoces del estadio a un jinete español para entrar en pista, se actualizaba en todos los espectadores, el drama que comenzaba a vivir nuestra patria.


XIV Olimpiada.  Londres. Saltos de obstáculos-Medalla de plata.-España.



-         XIV Olimpiada. Londres 1948: La  tradición militar ecuestre española repitió un gran triunfo en Wembley ya que los siete jinetes participantes se trajeron una medalla de plata y diplomas 5º grado en saltos y completo.
-         XV Olimpiada. Helsinki 1952: Seis jinetes españoles también con participación militar.
-         XVI Olimpiada. Melbourne (Las pruebas hípicas se celebraron en Estocolmo): Seis jinetes con paridad entre civiles y militares. Lograron un diploma 6º grado en saltos por equipos.
-         XVII y XVIII Olimpiadas. En Roma en 1960 con 8 jinetes y en Tokio en 1964 con tres. Entre los españoles, mis admirados y queridos profesores de la Escuela de Equitación.
-         XX Olimpiada. Munich 1972: Entre nuestros cuatro jinetes, uno de mis profesores ya insinuado, séptimo por equipos y décimo en la clasificación individual.
-         XXV Olimpiada. Barcelona 1992: Aquí dos jóvenes compañeros nuestros con otros dos jinetes civiles tomaron parte en la difícil disciplina del Concurso Completo consiguiendo un diploma 5º grado por equipos, y otro 7º grado en individual. El equipo de saltos con cuatro jinetes civiles consiguió un meritorio diploma 4º grado. En total participaron ocho  jinetes.
-         XXVI Olimpiada. Atlanta 1996: De los trece jinetes que asistieron solo uno era militar, formaba parte del equipo de completo y consiguieron un diploma 8º grado. En saltos por equipos ganaron el diploma 5º grupo y en doma también por equipos uno del 7º grupo.

-         Mención especial merece el record mundial de salto de longitud, 8´30m en la pista verde del Real Club de Polo de Barcelona el año 1951.



 ¡Qué buenos embajadores eran! ¡Qué magníficos representantes de lo que hoy se ha dado en llamar la “Marca España”!
Y cuando esto ocurre... la gente (la sociedad civil y la incivil) aplaude en cualquier idioma.

Si  estos jinetes hubieran tenido Jefes que fueran los que menos supieran del tema por ser totalmente ajenos a este mundo y se hubieran dedicado a cerrar Centros, a malvender propiedades y caballos, a destinar a Jefes y Oficiales sin conocimientos ni calificaciones ecuestres, a quitar caballos sin razón alguna, a poner pegas para salir de concurso, a no tener derecho a las pequeñas compensaciones en metálico que pudieran ganar, a cerrar la Escuela de Equitación..., les contestarían y a Gonzalo Fernández de Córdoba  podrían asemejarse en la arrogancia y firmeza que utilizó cuando el rey Fernando II de Aragón le exigió que justificara los gastos de la conquista de Nápoles. 


 Furioso, el Gran Capitán le respondió con esta relación de partidas:

-         Doscientos mil setecientos treinta y seis ducados y nueve reales en palas, picos y azadones para enterrar a los muertos del adversario.
-          Ciento sesenta mil ducados en renovar campanas destruidas por el uso continuo de repicar todos los días por nuevas victorias conseguidas sobre el enemigo.
-          Cien millones por mi paciencia en escuchar que el rey pide cuentas al que le ha regalado un reino”.

Todo esto puede ser un punto de vista interesante, pues una cosa es ser leal y  otra muy diferente, callar. Pero estos matices son un lujo al alcance de jefes jubilados. Hoy día, como dicen por estas tierras, cada uno en su casa a su aire y San Cierzo, en la  de todos.

Zaragoza mayo 2014



2 comentarios:

Gonzalo Rodríguez-Colubi Balmaseda dijo...

El destinar a un Jefe sin conocimientos ni calificaciones ecuestres, siendo grave, tiene solución si éste al menos tiene ganas de aprender, quiere lo mejor para nuestra equitación y se deja asesorar. El gran problema viene cuando, sabedor de su desconocimiento, demuestra ser un acomplejado. No hay nada peor.

Jose V. Ruiz De Eguílaz y Mondría dijo...

Gran Jefe Valenzuela en los vinos de Jinetes Viejas Glorias de martes y jueves, suele repetir:

"El que acepta un cargo sabiendo que no está preparado para desempeñarlo, comete un acto de alta traición"

Y yo me quedo pensando...