Coged las rosas mientras podáis;
veloz el tiempo vuela.
La misma flor que hoy admiráis,
mañana estará muerta.




Aquí ponemos entradas de CABALLOS - CABALLERÍA o algo de interés excepcional para los POETAS.

AVISO LEGAL

De conformidad con lo establecido en el artículo 5º de la Ley Orgánica 15/1999 de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, se informa que la publicación de los datos e imágenes contenidos en este Blog son responsabilidad de sus autores. Para ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, pueden hacerlo en la siguiente dirección de correo electrónico: towara88@yahoo.es

http://avisolegaljinetes.blogspot.com.es/


21/7/12

El Desastre de Annual. 21, 22 y 23 de Julio de 1921










Sensaciones sobre los lugares donde ocurrió

Antonio Manzano

          No es lo mismo estudiar las batallas desde la comodidad de un archivo o biblioteca que recorrer minuciosamente los lugares donde sucedieron. Hay algo muy especial y emocionante en ello porque, de este modo, lo ocurrido en el pasado pasa, de ser un relato compuesto sólo por palabras, a provocar emociones llenas de matices que nos acercan más a las vivencias de los protagonistas.
        Presentamos en esta galería de imágenes una selección de las realizadas en cinco viajes diferentes que han llevado a cabo los Coroneles de Caballería Juan Silvela e Ignacio Ossorno (q.e.p.d.), junto con otros interesados en conocer personalmente los lugares exactos del desastre y donde, para su sorpresa, había todavía algún resto de los equipos perdidos.

A LA IZQUIERDA, SUBIDA A ABARRÁN












BAJADA DE IZUMMAR HACIA LA RETAGUARDIA





DE IZUMMAR A ANNUAL




IGUERIBEN VISTO DESDE EL NORTE

















LA AGUADA DE ZOCO EL TELATZA 



                    LA SUBIDA A IZUMMAR
LOMA DE LOS ÁRBOLES VISTA DESDE ANNUAL








VISTA DE LA RETAGUARDIA DESDE IZUMMAR







































VISTA DESDE IZUMMAR. ANNUAL AL FONDO


       Ellos, y otros muchos grupos de interesados, han estado en los caminos que, en Marruecos, recorrieron las tropas españolas cuando se retiraron de Annual buscando desesperadamente su salvación. Han estado en los recodos de los caminos donde tantos perdieron la vida, en lo que queda de las posiciones, en las llanadas donde el Regimiento de Caballería Alcántara iba sacrificándose heroicamente tratando de que se salvaran sus compañeros de armas, en las aguadas donde bebieron las tropas y el ganado sediento.
      Se les han hecho presentes la luminosidad, las distancias, el relieve, las pendientes, el polvo, los olores, el calor terrible de aquellos días de julio y agosto de 1921. Estos detalles son los que permanecen prácticamente igual que hace más de 90 años, salvo la mejora de las carreteras y algunas cosas más.
      Contemplando las fotografías que han realizado no resulta complicado imaginar el eco lejano de disparos, de gritos, de cabalgadas, de estrépito. Una mente suficientemente documentada con los estudios publicados reconstruye fácilmente qué debió de ser aquello de retirarse recibiendo disparos desde las alturas que dominan el camino y, también, aquellas cobardías y heroísmos. Todo aquello que según los documentos ocurrió se comprende mucho mejor y así la mente queda impresionada por lo que debieron de pasar aquellos españoles en julio y agosto de 1921.

     No debe dejarse que se extinga el recuerdo de lo sucedido en la retirada de Annual en 1921 porque de ello deben extraerse dos lecciones muy claras. Que los hechos vergonzosos y la lamentable situación de nuestros ejércitos no se repitan jamás y que los hechos heroicos se repitan cuantas veces sean necesarias en el cumplimiento del deber.

     Añado esta fotografía y texto, enviada por el Tte. Cor. Gonzalo Rodriguez-Colubi a mi correo privado.



       Esta foto es del mismo viaje al que alude Atenea Digital, de Julio de 1998. Podéis ver al querido Cor. Ossorno (q.e.p.d.), entonces Jefe del "Alcántara", con varios de sus Jefes, Oficiales y Suboficiales delante de un monolito conmemorativo de la victoria rifeña cercano a Annual.
       A pesar de que el entonces Tte Estévanez y yo mismo enarbolamos una pequeña Bandera de España, pudimos llegar a Melilla con la cabeza en su sitio.



Francisco Javier de la Uz Jiménez

    

4 comentarios:

Gonzalo Rodríguez-Colubi Balmaseda dijo...

Tuve la suerte de poder asistir a ese viaje a la ZO, en Julio de 1998. De pisar y honrar esas tierras regadas con la heróica sangre de nuestros jinetes.
Recuerdo que también fue la primera visita a la Zona del Cor Silvela, prolífico escritor y experto en la materia. Iba yo en el mismo todo terreno. Se sorprendió una barbaridad de lo intrincado del terreno a partir de Ben-Tieb... que explicaba muchas maniobras tácticas.

Chevi Sr. dijo...

Ignacio Osorno, los he conocido iguales, pero mejores no. Siempre tuvo un "Guapito" de Gamero Físico, digo Cívico.

Javier de la Uz dijo...

Tuve el honor de coincidir en la Academia de Caballería de Valladolid, con el entonces Comandante Ossorno, recién destinado como profesor. Magnífico jefe, profesor y persona.

Por cierto, pude disfrutar montando el caballo “Guapito” y participar con él, en la Prueba de Potencia que se celebraba todos los años en el Picadero de la ACB por Navidad.

MdO dijo...

Queridos amigos y compañeros de papá: Gracias por vuestras palabras. Aún pasado el tiempo, se le echa más de menos. Yo quiero añadir que fue un padre impresionante. Ese último destino le llenó mucho.
Un saludo de su hija Miriam (perdonen la intromisión)
Ps: De niña siempre pensé que el "Guapito" era mi caballo.